Anguish review


En un desagradable accidente la adolescente Lucinda fallece dejando a su madre desconsolada. Tiempo más tarde otra chica de su misma edad empieza a sentir una presencia agresiva.

Título original: Anguish

Año: 2015

Duración: 91 min.

País: Estados Unidos

Director: Sonny Malhi

Guion: Sonny Malhi

Música: James Curd

Fotografía: Amanda Treyz

Reparto: Ryan Simpkins, Annika Marks, Karina Logue, Cliff Chamberlain, Amberley Gridley, Ryan O'Nan, Paulina Olszynski.


Más drama que terror.

Anguish no sería una película propiamente de terror (pese a que lo intenta), es mucho más un drama familiar con elementos paranormales, una película muy íntima que habla más de la adolescencia y el mundo interior de una joven que una cinta de posesiones fantasmales. Y si vendes una cosa y luego te encuentras otra te deja una sensación agria y la película te parece mucho peor de lo que realmente es. Como es el caso.


En un desagradable accidente la adolescente Lucinda fallece dejando a su madre desconsolada. Tiempo más tarde otra chica de su misma edad empieza a sentir una presencia agresiva.

No es una mala película, profundiza mucho sobre el difícil momento que pasas durante la adolescencia, en este caso agravado por el hecho de que la protagonista tiene cierto nivel de síndrome de asperger, que la hace estar algo aislada y con su madre como única conexión con el mundo. Pero es todo demasiado suave, todo el tema de la posesión está desarrollado de manera muy amable para los personajes, nunca notas que están realmente en peligro e incluso el espíritu es bastante “enrollado”. Esto sumado a unas escenas de terror muy mal resueltas, repletas de tópicos y sin ninguna inmersión de cualquier tipo hacen que está película tenga cierto espíritu de telefilm rancio.


Debuta en la dirección de esta película independiente Sonny Malhi quien también produce y escribe, como decía es mucho más un drama familiar (mucho protagonismo para ambas madres) que una película de terror por mucho que te la vistan así. Rodada con un estilo muy convencional y sin escenas que remarcar (repito, las escenas de terror son de una calidad muy muy limitada) consigue, en cambio, que la película acabe sin haber aburrido al espectador, tanto por su ajustada duración como por cierto brío en la sucesión de escenas que envuelven todo de cierta agilidad. Pero una vez terminada la cinta te percatas de que han ocurrido pocas cosas, no muy emocionantes, solo hay cuatro personajes y sin un mensaje demasiado potente. Protagoniza la joven Ryan Simpkins (Hangman) con una interpretación muy correcta, desarrollando varios roles y de manera muy notable.

Anguish no cambiará tu vida pero tampoco te hará daño. Podría ser una especie de versión de June (review) con posesiones fantasmales, pues el aire hipster adolescente está presente en cada minuto de película. Ideal para ver con la pareja si a esta no le gustan las películas de terror.

Firma: Oriol Hernández.
@Oriol_TW