Buscador

Translate

Medio Oficial

jueves, 28 de abril de 2016

El Otro Lado de la Puerta review


Título original: The Other Side of the Door

Año: 2016

Duración: 96 min.

País: Reino Unido

Director: Johannes Roberts

Guión: Johannes Roberts, Ernest Riera

Música: Joseph Bisara

Fotografía: Maxime Alexandre

Reparto: Sarah Wayne Callies, Jeremy Sisto, Javier Botet, Suchitra Pillay, Sofia Rosinsky, Jax Malcolm, Logan Creran


Un viaje al mundo de los muertos.

El sugerente título de esta película ya hace que nos preguntemos: ¿Qué habrá al otro lado de la puerta? La curiosidad seguramente hará que en algún que otro momento nos pase por la cabeza abrirla y darnos de bruces con lo bueno o lo malo que se esconda detrás. En ocasiones los nombres de los films llevan a que, solo por eso, nos atrevamos a verlos, como aquel que no se puede resistir a la tentación. Lo que nos encontremos detrás, cinematográficamente hablando, ya es otra cosa, o salimos corriendo cual atleta del hectómetro o nos quedamos clavados ensimismados admirando la obra. En este caso nos decantamos por la segunda opción. Por catalogarla de alguna manera ésta sería: mística, en el término menos religioso de la palabra.

Ese lado más espiritual viene dado por la mezcla de culturas. Por una parte la occidental y por otro la hindú. Los mundos se entrecruzan y ese lado más pragmático, representando por lo occidental, se adentra en ese otro más oscuro y mágico. El resultado es una siniestra historia de convivencia entre dos universos, aunque con muy poca armonía.

María ha perdido a su hijo varón en trágicas circunstancias. La cuidadora Piki le explica un ritual en el cual puede comunicarse con su hijo a través de una puerta que separa el mundo de los vivos con el de los muertos. Solo hay una condición, esa puerta nunca debe abrirse.

Johannes Roberts, a través de un guión escrito por él mismo junto al catalán Ernest Riera, nos narra con muy buen ritmo, algo que hemos podido degustar en innumerables ocasiones en el mundo del cine. No por ello pierde interés, al contrario, está rodada con esa sabia mezcla que hemos comentado antes, lo que la hace bastante original. A ello contribuye también la excelente banda sonora obra de Joseph Bisara, un maestro en la materia, no en vano ya nos deleitó, por destacar algunos, en los tres films que componen la saga Insidious, en Expediente Waren y Annabelle. Entre las cosas a mejorar sería la poca presencia de escenas perturbadoras, lo que le habría dado un toque más terrorífico, en cambio esa ausencia potencia la parte más poética, cosa que tendrá sus detractores, sobre todo cuando hablamos de los más acérrimos seguidores del género.

La parte interpretativa es bastante interesante. Los actores lo hacen realmente bien. Empezaremos por Sarah Wayne Callies en el papel de María, la angustiada madre. Otra que lo borda es Sofia Rosinsky en el papel de Lucy, la otra hija del matrimonio. En papeles menores, pero no exentos de importancia tenemos a Jeremy Sisto, como padre, y a Suchitra Pillay como la enigmática Piki.

Una buena película de terror que se os hará corta. Eso ya de por sí lo podemos considerar un halago. Interesante.

Firma: Josep M. Luzán.
@Josep_Luzan