Buscador

Translate

Medio Oficial

lunes, 18 de marzo de 2013

616: Paranormal Incident review


Título original: 616: Paranormal Incident

Año: 2013

Duración: 90 min.

País: Estados Unidos

Director: David Chirchirillo

Guión: ???

Música: Quinlan

Fotografía: Miko Dannels

Reparto: Vai Au-Harehoe, Josef Cannon, Thomas Downey


Posiblemente la peor película de su especie.

Una cárcel/sanatorio llena de muerte y desolación, unidades especiales enteras del FBI desaparecidas... dios esto promete y mucho. Posiblemente uno de los films más terroríficos de los últimos años. Si, así fue, pero lo terrorífico no fue precisamente, los recovecos oscuros de ese tenebroso lugar, ni los espíritus que nos aguardan allí, ni siquiera esos interminables y oscuros pasillos en los cuales parecía que la muerte nos aguardaba a cada paso. Lo que realmente fue terrorífico fue aguantar si casi hora y media de duración.

Una unidad especial del FBI es asignada a investigar la prisión de Woodburrow, algo bastante inusual ya que no les facilitan toda la información del lugar ni de la misión. Tras adentrarse en las entrañas del lugar se toparan con una civil inconsciente, la cual era el motivo de la expedición. Pero esa civil no era alguien cualquiera, presumiblemente están frente a algo mucho más maligno de lo que podrían imaginar. Deberán enfrentarse cara a cara con el mismo Diablo.

David Chirchirillo es el encargado de dirigir este despropósito de terror. Aunque la idea original mil veces mostrada en los últimos años y llena de tópicos... Vamos, ¿prisiones abandonadas? ¿Sucesos paranormales en el interior de un edificio tenebrosos? Tenemos todos los tópicos del cine paranormal y de cámara subjetiva. Lo que verdaderamente decepciona es que aunque hagas una película poco innovadora, puede al menos entretener, pero es que no estamos en ese caso. La primera mitad de metraje lo más destacable es una secuencia digna de una película porno.

Las interpretaciones pese a contar con gente poco conocida, no son precisamente novatos, que es lo que reflejan en sus interpretaciones, posiblemente estamos delante de los agentes del FBI menos serios, menos preparados y menos creíbles de la historia del cine. Y en cuanto a los efectos especiales... pocos y mil veces vistos. Nada podemos destacar en este apartado.

Sólo recomendable si ya has visto todas las películas del género, y ya no tienes nada más que visionar. Realmente recuerda mucho al film de los Vicious Brothers, Grave Encounters, aunque esta última aun teniendo bastantes defectos, es infinitamente mejor en todos los aspectos.

Firma: Omar Parra.