Buscador

Translate

Medio Oficial

jueves, 1 de septiembre de 2016

Into the Mud review


Título original: Into the Mud

Año: 2016

Duración: 10 min.

País: España

Director: Pablo S. Pastor

Guion: Pablo S. Pastor

Música: Roly Whiterow

Fotografía: Victor J. Alvarado

Reparto: María Forqué, Ramón G. del Pomar


Perturbadora pesadilla en el bosque.

Muchos son los alicientes que nos ofrece Into the Mud. Encierra alguno personal, pero no os preocupéis, se quedará conmigo. Supongo que lo que estaréis esperando es una opinión, la cual espero sea lo más aséptica posible.

Para empezar, y para no engañar a nadie, lo podríamos definir como un survival. En esta ocasión ese adjetivo queda un poco diluido y es que entre las cosas buenas que tiene el cine de terror están las sorpresas y esta cinta no es una excepción, acertadísima por cierto.


Pablo S. Pastor debuta en la dirección con este producto. Trabajó con anterioridad a las órdenes de Sergio Morcillo, concretamente en departamento de vestuario, en el también cortometraje You’re Gonna Die Tonight (review). Estrenarse con un corto de estas características tiene su mérito, puesto que todo en él parece arriesgado. Empezando por un rodaje en unos espectaculares exteriores situados en Holanda, siguiendo con una acción cuasi continua y terminando con unos escasos diez minutos que le sobran y le bastan para explicarnos algo suculento y salvaje.

Una joven despierta herida y desnuda en mitad de un frondoso bosque. Junto a ella un cazador el cual podríamos decir que no es su amigo. A partir de ese momento se desata una loca carrera por la supervivencia.

Dirigir bien una película es saber rodearse de las personas adecuadas que aporten cosas al resultado final. Si dejamos aparte el guion, obra también de Pablo S. Pastor, nos encontramos con la magnífica música de Roly Whiterow, recuerda vagamente a un cuento de hadas; la vistosa fotografía de Victor J. Alvarado, para nada oscura y tétrica y acabamos con los efectos especiales de Victor Javier Bernardos, que cuentan con la colaboración de nuestro gran amigo Colin Arthur. ¿Quién no recuerda sus trabajos en La Historia Interminable y Abre los Ojos?, lo dicho, un mito.

He dejado un poco aparte en esta ocasión una de mis partes favoritas de una película, el guion. Lo podríamos definir como: sin grandes alardes y conciso. Casi siempre decir eso sería positivo, en esta le va un poco en contra. Encontramos a faltar alguna que otra arista, su excesiva linealidad le perjudica.


Vamos con las interpretaciones. Empezamos con un magnifico Ramón G. del Pomar. Su sola presencia ya nos da alguna pista sobre cómo es el personaje que le toca representar. Turbio, oscuro y no muy buen compañero para salir de caza. Otra que lo borda es María Forqué, su enigmática presencia ya nos pone los pelos de punta, por lo que quizás estemos ante la aparición de una nueva scream queen de habla hispana. Futuro prometedor si sigue adentrándose en un género en el cual parece moverse como pez en el agua.

Para finalizar recomendar a todo bicho viviente su visionado. Sus virtudes son muchas, entre ellas el de poder degustar lo que podría ser un gran futuro cinematográfico.

Firma: Josep M. Luzán.
@Josep_Luzan