Buscador

Translate

Medio Oficial

martes, 19 de enero de 2016

Madre de Dios review


Título original: Madre de Dios

Año: 2015

Duración: 6 min.

País: Canadá

Director: Gigi Saul Guerrero

Guión: Shane McKenzie, Gigi Saul Guerrero

Música: Chase Horseman

Fotografía: Luke Bramley

Reparto: Luis Javier, Tristan Risk, Gabriela Zimmerman


Un ritual que no deja indiferente a nadie.

Es cierto que en los últimos años la temática sobre brujería se ha puesto muy de moda. Tenemos cosas tan interesantes como Black Death, o la mediática y personalmente creo que gran fiasco, la muy personal The Lords of Salem del gran Rob Zombie, entre muchas otras como la reciente The Witch.

Este sub-género ha dado mucho de sí. Hasta la famosa serie americana de terror American Horror Story, le dedico una temporada a las brujas. Pero si algo bueno da este sub-genero del terror es lo diferente que puede llegar a ser unas producciones de otras. Madre de Dios, es lo nuevo de la directora Gigi Saul Guerrero y una vez más vuelve a demostrar que las mujeres están entrando muy fuerte en el cine de género.

Como decía, la directora mexicana, Gigi Saul Guerrero, va paso a paso demostrando que es una de las directoras más a tener en cuenta dentro del cine de género, con más de una decena de cortos centrados en el terror en su haber, sus producciones mejoran a pasos de gigante con cada nuevo trabajo. El año pasado quedé totalmente enamorado con su cortometraje El Gigante (review) y ahora vuelve a demostrar con Madre de Dios que aquello no fue una casualidad.

Su nuevo corto nos muestra en tan solo 6 maravillosos y aprovechados minutos, uno de los rituales más perturbadores y aterradores que he podido ver en pantalla en los últimos años. El guión como viene siendo habitual en las obras dirigidas por Gigi, es una colaboración junto a Shane McKenzie, que a la hora de plasmas las ideas de ambos a pantalla parece que gozan de una complicidad total.

En cuanto a las actuaciones, tan solo puedo decir que correctas, en esos 6 minutos y con tan solo 3 actores en pantalla y apenas pronunciando palabra no da para muchos aspavientos, si que puedo decir que a nivel de actuación corporal los tres están más que correctos y creíbles.

Mención especial como siempre a una fotografía digna de grandes producciones y un maquillaje muy logrado, mezclado con algún momento digital que sin duda es la peor parte del cortometraje, menos mal que lo digital es algo mínimo en este cortometraje.

Para terminar, recomendar este cortometraje a todos aquellos que tengan oportunidad de verlo, 6 minutos maravillosamente invertidos y le auguro a Madre de Dios un buen recorrido por festivales de terror. Como punto final Gigi ¡estamos esperando tu largometraje! tus cortos están geniales, pero creo que ha llegado el momento de dar un salto, pues está más que demostrado tu talento tras la cámara.

Firma: Omar Parra.