Buscador

Translate

Medio Oficial

sábado, 10 de octubre de 2015

Bloodsucking Bastards review


Título original: Bloodsucking Bastards

Año: 2015

Duración: 86 min.

País: Estados Unidos

Director: Brian James O'Connell

Guión: Ryan Mitts

Música: Anton Sanko

Fotografía: Matt Mosher

Reparto: Fran Kranz, Pedro Pascal, Emma Fitzpatrick, Joel Murray, Yvette Yates, Joey Kern, Patricia Rae, Parvesh Cheena, Zabeth Russell, Neil W. Garguilo, Kyran Danaher, Marshall Givens, Justin Ware, Sean Cowhig


Divertida y sangrienta de principio a fin.

Hace ya más de una década el director Edward Wright redefinió las comedias de terror, desde ese entonces son decenas de películas las que han intentado seguir su acertada formula. Bloodsucking Bastards es una de estas películas que tiene mucho que agradecer al cine de Wright, pero a pesar de tener referencias al estilo Zombies Party, logra hacer un humor diferente a este, para bien o para mal.

Evan está convencido de un ascenso inminente, por eso no duda en hacérselo saber a Tim, su mejor amigo y a Amanda, su ex-novia. Pero para supresa de Evan, la empresa decide fichar a Max, un pez gordo proveniente de otra empresa. Con la llegada de Max a la oficina, cosas extrañas empezaran a ocurrir. Misteriosas desapariciones suceden una tras otra. Es el momento que Evan demuestre al resto de sus compañeros la verdadera cara del misterioso Max.

Brian James O'Connell había trabajado tanto con el terror como con la comedia, pero por separado, para su tercer largometraje decide unir ambos de manera acertada. Como dije antes, utiliza una formula usada con rotundo éxito en el pasado, aunque O'Connell peca tal vez de falta de tempo, pues pese a tener una parte final increíblemente genial en todos sus aspectos, y pese a que su arranque tampoco está nada mal, tenemos un pequeño vacio de unos 20-30 minutos hacia la mitad de la cinta que peca precisamente de falta de ritmo, algo que puede llegar a lapidar este tipo de films, pero gracias a su remontada final queda en un pequeño susto.

El guión escrito por Dr. God, un grupo de cinco comediantes, entre los que se encuentra el mismo director, junto también a Ryan Mitts, hacen un total de seis componentes para un solo guión, algo muy peligroso, pero que ciertamente opino que la cinta no se resiente de tener tanta cabeza pensante detrás del proyecto. Aunque también es cierto que puesto que tienes a tanta gente tras su guión, podría haber sido un tanto más innovador.

Turno para hablar de las actuaciones, principalmente hay que destacar a tres nombres propios por encima del resto del elenco. Empezamos por el protagonista de esta historia, el cual lo interpreta Fran Kranz, junto a su mejor amigo y compañero de trabajo encarnado por Joey Kern. Por separado ambos actores no destacan demasiado, pero al juntar a estos dos personajes, se nota la química entre ellos y en pantalla funcionan muy bien como pareja cómica. Por otra banda el antagonista de esta historia, Max, y es Pedro Pascal el encargado en darle vida a este villano. Su personaje es un verdadero fucker pero tampoco llega a causar temor al espectador, tiene pinta más bien de millonario playboy de la bolsa, vamos que si me dices que este señor aparece en El Lobo de Wall Street me lo creo.

Divertida comedia de terror, genial para pasar un gran rato. Buenos efectos especiales, arranca más de una carcajada con alguno de sus gags y muy entretenida de ver, pese a tener un pequeño bajón hacia la mitad del metraje. La parte mala, que es un producto para ver y olvidar, ya que no tiene ningún momento memorable.

Firma: Omar Parra.