FANTASIA - La Funeraria review


Bernardo dirige un negocio mortuorio que está en la misma casa donde reside. No cesa de recibir a diario visitas de entidades sobrenaturales, lo cual atribuye al tipo de empresa que dirige. Desconoce totalmente que el origen de todos esos fenómenos es algo mucho más profundo y aterrador.

Título original: La Funeraria

Año: 2020

Duración: 86 min.

País: Argentina

Director: Mauro Iván Ojeda

Guion: Mauro Iván Ojeda

Música: Jeremías Smith

Fotografía: Lucas Timerman

Reparto: Luis Machín, Celeste Gerez, Camila Vaccarini, Susana Varela, Hugo Arana, Pablo Pevereli, Graciela Bonomi,


Contundente historia de fantasmas.

No es lo mismo trabajar en una ferretería que en una funeraria. Cuando uno trabaja, o es propietario, de alguno de estos últimos establecimientos, corre el riesgo de que más tarde o más temprano algún suceso digamos que especial acabe ocurriendo, y si no que se lo digan a Bernardo, el propietario de un negocio como La Funeraria.


En este film tampoco nos alejamos mucho de numerosas cintas de corte clásico, en las cuales las presencias demoníacas se hacen dueñas de unas historias, por lo general, truculentas y que buscan explicar lo inexplicable.

Bernardo dirige un negocio mortuorio que está en la misma casa donde reside. No cesa de recibir a diario visitas de entidades sobrenaturales, lo cual atribuye al tipo de empresa que dirige. Desconoce totalmente que el origen de todos esos fenómenos es algo mucho más profundo y aterrador.

Estamos ante el debut en el largometraje de Mauro Iván Ojeda en un trabajo que denota, así de entrada, calidad y mucho mimo. El guion de la historia, sin ser muy original, colma todas las expectativas de un público que seguramente agradecerá que se vaya al grano sin entrar, ni puñetera falta que hace, en temas filosóficos, eclesiásticos o de otra índole que lo que hacen es distraer. Aquí hemos venido a pasar miedo y eso se consigue desde el minuto uno. Destacar que a eso contribuye de manera esencial la estratosférica banda sonora a cargo de Jeremías Smith. Ella sola ya se encarga de aterrorizarnos, así de claro.

Siempre andamos buscando semejanzas o posibles referencias a las cuales los responsables de los films se hayan agarrado. En esta ocasión, y haciendo volar nuestra imaginación, la película que nos viene a la memoria es Insidious (James Wan, 2010), lo cual no está nada mal, además de poneros en antecedentes. Todo esto matizado, claro está con ese toque trágico o melancólico, como lo queráis llamar, del cine argentino, que sienta tan bien cuando hablamos del género de terror.

En su contra, cierta tibieza a la hora de poner toda la carne en el asador. Esa falta de contundencia le pasa factura al final, unos cuantos litros de sangre más no le hubieran ido mal. En ciertas escenas notamos a faltar algo más de fuerza y convicción, cosa que queda tamizada con unas excelentes interpretaciones, las cuales comentamos a continuación.


Encabeza el reparto Luis Machín (The Unseen), como Bernardo, al que digamos le toca bailar con la más fea, o el más feo en este caso. Le secundan de manera perfecta Celeste Gerez, la abnegada y débil esposa, y una gran Camila Vaccarini en el papel de hija de Celeste e hijastra de Bernardo, la cual se merienda la pantalla cuando aparece. En papeles menores tenemos a Susana Varela, la chamán de turno, Hugo Arana, Pablo Pevereli y Graciela Bonomi.

Para acabar decir que estamos ante una cinta sin demasiadas complicaciones que cumple con creces su propósito: que pasemos miedo. Parece una cosa fácil pero visto lo visto últimamente, es algo que valoramos muy positivamente.

 Firma: Josep M. Luzán.
@Josep_Luzan

🎬 VOD