FANTASIA - The Divine Fury review

El pequeño Yong-ho debe sufrir la pérdida de su padre a muy temprana edad. A pesar de ser un ferviente creyente cristiano, después de perder a su padre, todo este amor da paso al odio. 20 años más tarde descubre que el mal se ha aprovechado de él, debido al odio que alberga su corazón. Todo ese odio lo usará en su favor al unirse a un sacerdote exorcista enviado por el Vaticano para buscar un Sacerdote Oscuro que se oculta en la ciudad.

Título original: The Divine Fury

Año: 2019

Duración: 129 min.

País: Corea del Sur

Director: Kim Joo-hwan

Guion: Kim Joo-hwan

Música: Gujo Wan

Fotografía: Cho Sang-yoon

Reparto: Park Seo-joon, Ahn Sung-ki, Woo Do-hwan, Lee Seung Gi, Jung Ji-hoon, Shim Hee-sub, Kim Si-eun


Una nueva visión sobre exorcismos.

Desde hace unos años atrás las películas sobre exorcismos y poseídos han ido cogiendo fuerza, sobre todo Hollywood ha sido realmente prolifero con este tipo de producciones. Pero realmente la aportación a este género ha sido escasa, creo que en la mayor parte de estas producciones se han limitado a contar los mismos tópicos una y otra vez.


El pequeño Yong-ho debe sufrir la pérdida de su padre a muy temprana edad. A pesar de ser un ferviente creyente cristiano, después de perder a su padre, todo este amor da paso al odio. 20 años más tarde descubre que el mal se ha aprovechado de él, debido al odio que alberga su corazón. Todo ese odio lo usará en su favor al unirse a un sacerdote exorcista enviado por el Vaticano para buscar un Sacerdote Oscuro que se oculta en la ciudad.

Por suerte para nosotros, los espectadores, The Divine Fury, no se limita a copiar la fórmula de este subgénero del terror. Creo que es un acierto la mezcla de terror y la acción que nos propone el director Kim Joo-hwan. Ha encontrado la fórmula perfecta entre ambos géneros para que puedan convivir en una misma película sin que chirríe en ningún momento.

Lo bueno que no se limita a mostrar un poquito de terror y una pizca de acción. Cuando toca cada uno de los géneros se mete hasta el fondo con ello. Pues preparaos para vivir algunas de las mejores y más terroríficas escenas de exorcismos de los últimos años, y no solo eso, pues cuando el protagonista decide que las palabras no son suficientes para ciertos demonios, las coreografías de acción nada tienen que envidiar a grandes títulos de mamporros.

Es el tercer largometraje dirigido por Kim Joo-hwan, y el cambio sufrido es abismal, pues da el salto de dirigir comedias y dramas a una cinta cargada de terror y acción a partes iguales. A pesar de ser la primera vez que convive con estos géneros tan diferentes a los que estaba acostumbrado, sabe desenvolverse en ellos como pez en el agua.


Un guion interesante escrito por el mismo director, junto a unos efectos tanto prácticos como digitales de primer nivel y esto unido a un elenco estupendo, el cual cuenta con actores de la talla de Park Seo-joon o el veterano Ahn Sung-ki. Todo esto sumado da como resultado el nacimiento de una nueva saga sobre exorcistas que promete dar mucho que hablar. Por buscar parecidos, para los más amantes del comic esta cinta puede recordar al protagonista de DC Comics, Constantine, el cual hace ya unos cuantos años tuvo una adaptación a imagen real protagonizada por el gran Keanu Reeves

Sin duda alguna The Divine Fury tiene todos los ingredientes para reventar la taquilla en cines tanto nacional como internacional. Esperemos que en nuestro país tenga cabida pues sería una lástima que nos perdamos la oportunidad de ver esta terrorífica película en pantalla grande.

Firma: Omar Parra.
@Omar_FTW