Buscador

Translate

Medio Oficial

lunes, 10 de noviembre de 2014

Crónica Festival TerrorMolins 2014 día 4


Viernes 7 de Noviembre

Estamos ya a viernes y llega uno de los grandes y movidos días del Festival de Cine de Terror de Molins de Rei. Es una jornada que tiene la particularidad de involucrar a público, jurado, profesionales, prensa y claro está, organización. Todo esto está concentrado en pocas horas, con lo que toca ponerles las pilas.

Lo iniciamos bien pronto, concretamente a las 10:00h en una sesión cerrada de cortometrajes para los institutos. Es lo que se dice poner las bases para que un público joven y entusiasta se enganche al mundo del cine. Atractivos no faltan.

Tras unas horas de margen y concretamente a las 17:30h empieza en el Restaurant La Peni la V Networking Professional. Las expectativas generadas por el éxito en anteriores ediciones, se confirman ampliamente por la gran afluencia de profesionales del sector, en un espacio donde se habla de todo un poco pero con la vista puesta en futuros proyectos que esperamos hayan ido tomando forma. Al menos la difícil primera toma de contacto se ha visto favorecida en este acto.

Simultáneamente y en la sala del Teatro La Peni, tiene lugar la proyección de cortos del Festival Fant Bilbao, que nos presenta una selección de cortos vascos de su última edición. Para presentarlo contamos con la presencia del programador de ese festival Eugenio Puerto.
A continuación se proyecta el interesante y nostálgico documental La Sonrisa del Lobo de Javier Perea. Se trata de un recorrido por las películas protagonizadas por Paul Naschy en su papel de hombre-lobo, en el cual el mismo comenta las imágenes y muchas curiosidades. Waldemar Daninsky nos vigila desde el más allá.

Llega uno de los platos fuertes de esta edición. La Sección Oficial de Cortos se viste de gala para presentarnos a los dieciséis finalistas. El proceso de selección ha sido duro y complejo por la cantidad, más de mil presentados, y de calidad. Este año se ha modificado el formato y no hay eliminatoria, si no que entre los elegidos que se proyectan saldrán los vencedores en sus diferentes apartados. Otra novedad importante es la entrega del Premio Melies de Plata que por primera vez otorga el Festival de Cine de Terror de Molins de Rei, al mejor cortometraje de producción europea de entre los seleccionados.

La sesión oficial empieza muy fuerte con la proyección, Don’t Move, procedente del Reino Unido y firmado por Anthony Melton, relata la historia de seis amigos que jugando a la ouija desencadenan un tormento aterrador.

Procedente de Alemania se trata de Zehn Sekunden Himmel, y narra la historia de un chico que quiere comunicarse con su hermano gemelo muerto recientemente.

La noche va muy ligado a la temática de este año, el cine erótico dentro del género de terror, Service dirigido y escrito por Jerry Pyle, es la historia de una mujer que trabaja limpiando casas y descubre que hay alguien más en la casa que no debería estar.

Llegamos al ecuador del primer bloque de la noche con Canis, un stop motion, bien logrado, sobre un hombre que ha quedado atrapado en su casa por perros salvajes, co-dirigida y escrita por Anna Solanas y Marc Riba.

Llega el colorido corto de la noche se trata de Le Hérisson de Verre, procedente de Francia, tiene como protagonista una chica tumbada sobre la hierba y las flores.

También relacionado con la temática del Festival de este año llega desde USA, firmado por Shannon Lark y Lori Boweny se titula, I Am Monster, donde una sensual rubia y la necrofilia son los auténticos protagonistas.

Tin & Tina es el penúltimo corto del primer bloque de cortos de la noche, dirigido por Rubin Stein, nos llega desde Madrid, esta historia en blanco y negro de dos hermanos a los que no les gusta el puré para cenar.

El corto que da fin al primer bloque antes del descanso es This Neighborhood, procedente también de USA y firmado por Jerry Ochoa, esta original historia cuenta el camino que recorre un perturbado que parece querer terminar con la vida de sus vecinos pertenecientes a una iglesia. Sin duda, ha sido uno de los más aplaudidos de la noche.

Iniciamos a las 22:00h. la segunda parte de cortos a competición. Como no podría ser menos la calidad está presente en cada uno de ellos, con lo que nos ponemos en la piel del jurado acerca de la dificultad de otorgar los galardones.

Antes de iniciar las proyecciones se hace entrega de los premios del VIII Concurso de Microrelatos de Terror y Gore, acto que año tras año va ampliando el número de participantes y la calidad de los trabajos, provenientes de infinidad de países.

Vamos por materia. La sesión empieza con Peine de Mort del francés Julien de Volte y que, por decirlo de alguna manera, lleva la historia por derroteros extremos al explicarnos una brutal agresión por parte de dos hombres a una mujer, y sus posteriores consecuencias. Destacar el maquillaje y unos vistosos efectos especiales.

Seguidamente nos disponemos a ver She de los ingleses Chelsey Burdon y Mark Vessey. Salvajada en estado puro que hará las delicias, o no, de los presentes. Más de uno mirará para otro lado en según qué escenas. Original idea y excelente maquillaje.

En tercer lugar un corto con cierto recorrido, Cólera del vasco Aritz Moreno, que tiene el lujo de contar entre su elenco con Luis Tosar, poco más que decir. Una turba humana se dirige a las afueras para tomarse la justicia por su mano, pagando las consecuencias. Calidad desde el primer al último minuto.

A continuación la producción irlandesa Ghost Train de Lee Cronin, en la que a través de flashbacks nos explica la extraña desaparición del joven Sam en el interior de una atracción de feria, sus amigos vuelven cada año para recordarle. Magnífico trabajo en todos los sentidos destacando las localizaciones y la fotografía.

Es grato comprobar que el cine asiático asoma la cabeza, aunque sea en un shortfilm. Desde Corea del Sur nos llega Piano de Cho Young-Jun, el cual aborda la historia de una bailarina que ve como su pianista muere en plena actuación. Desesperada por no encontrar un sustituto idóneo decide abandonar su carrera, aunque su piano opine lo contrario. Sello inconfundible del cine que se hace por esas tierras, buen guión y escenas de alto voltaje.

El término corto, en el que viene a continuación, se podría sustituir por súper-corto. Me estoy refiriendo a Tuck Me In con una duración de 1 minuto, del barcelonés Ignacio F. Rodó. ¿Se puede explicar más en menos tiempo?, simple y genial idea que deja al público con ganas de más, como no podría ser de otra manera.

Vamos ahora con una producción alemana, Job Interview de Julia Walter, en el cual se nos explica la extraña entrevista que le hacen a Lisa, en la cual las preguntas no son del todo normales. Gran final y excelentes interpretaciones.

Para finalizar nos toca visionar Tanatopraxia de Víctor Palacios, una historia ambientada en una morgue en la que trabajan Mónica y María. Esta última necesita un donante de corazón para ser trasplantado a su padre. Los métodos usados no son muy ortodoxos. Comedia tétrica con algún que otro sobresalto.

Para poner el broche de oro a esta jornada que menos que organizar La Fiesta del Festival en el Celtic de Molins de Rei, en la que todos los participantes están invitados. En ella, y como no podría ser menos, se hacen grandes y sesudas tertulias acerca de todo, de cine también por cierto.