Buscador

Translate

Medio Oficial

martes, 10 de octubre de 2017

Hagazussa review


Título original: Hagazussa

Año: 2017

Duración: 102 min.

País: Alemania

Director: Lukas Feigelfeld

Guion: Lukas Feigelfeld

Fotografía: Mariel Baqueiro

Reparto: Haymon Maria Buttinger, Aleksandra Cwen, Claudia Martini, Celina Peter


Bien dirigida pero mal escrita.

Si bien no es una idea reciente sí que estamos viendo desde hace unos años para acá una especie de revival a un cine más clásico, con técnicas y maneras más propias de películas de mediados del siglo pasado. Un cine que no necesitaba de un ritmo cardíaco, casi epiléptico para que el espectador promedio no se aburra y se distraiga. Hagazussa jugaría en esa liga de volver a hacer un cine más calmado, dejando espacio para respirar y que sea el espectador el que saque sus propias conclusiones sin que se las den en bandeja... PERO, si en tu película no hay prácticamente nada más hasta el punto de aburrir, entonces tenemos un problema.


Albrun es una niña que vive con su madre en una pequeña cabaña en medio de Los Alpes durante el siglo XV. Tras la muerte de la anciana ella se queda sola en compañía de sus ovejas y de los pocos aldeanos que viven por la zona. Pero con el tiempo, la soledad se transforma en miedo y ella está dispuesta a lo que sea para defenderse.

Película en un entorno completamente rural e íntimo, lo que juega a favor pues sumándole el factor folclórico en un paisaje tan poco utilizado hacen una combinación muy interesante. El fallo es el interés que puede despertar un argumento tan austero y tan innecesariamente alargado. Tan solo un puñado de diálogos y multitud de largas escenas en silencio arman una historia mucho más sencilla y carente de interés de lo que Hagazussa pretende. Y precisamente cuando después de largas escenas poco productivas, la película consigue ir hacia alguna parte es cuando esta termina dejándote con cara de tonto.

Dirige su ópera prima Lukas Feigelfeld quien también firma el guion y nos da una de cal y otra de arena, pues la película esta sinceramente bien dirigida, algo de lo que también tiene culpa Mariel Baqueiro por una fotografía realmente hermosa, también hay que concederle mérito a un espacio tan bucólico como son los Alpes. Es una producción muy pequeña y eso se nota tanto en medios como en reparto (de importancia tan solo tres) pero todo luce realmente bien, el vestuario, la cabaña, utensilios.... se nota que todo está bien cuidado. Pero por el otro lado el argumento es tan vacío y carente de interés que cuesta mucho engancharse a la cinta, es difícil durante sus 100 minutos de duración (muchísimos más de los necesarios) mantener tu plena atención a la pantalla y en cuanto te das cuenta tu cabeza ya estaba divagando en temas que nada tienen que ver con la cinta. Como decía el reparto es extremadamente limitado, salvo el papel protagonista, interpretado de manera muy correcta por Celina Peter, tan solo hay un par de personajes más con algo de importancia y otro par con presencia prácticamente testimonial.


Estamos ante una película difícil de recomendar, es una mezcla entre November y The Witch pero muy inferior a estas. Tal vez algo con un poco más de brío y un guion dinámico habría salido algo interesante. Veremos la próxima que tal.

Firma: Oriol Hernández