Buscador

Translate

Medio Oficial

sábado, 2 de abril de 2016

Jeruzalem review


Título original: Jeruzalem

Año: 2015

Duración: 94 min.

País: Israel

Dirección: Doron Paz, Yoav Paz

Guión: Doron Paz, Yoav Paz

Fotografía: Rotem Yaron

Reparto: Yael Grobglas, Yon Tumarkin, Danielle Jadelyn, Dibi Ben-Yosef, Ido Di Capua, Geri Gendel, Tom Graziani


Cuando las puertas del infierno se abren.

El cine de terror israelí tiene la particularidad, desde mi punto de vista, de estar cargado de ironía y cierto toque político debido a las circunstancias que lo rodean. Esta percepción también está presente en esta cinta. Se han hecho infinitas películas de metraje encontrado, cada una de ellas intenta colocar alguna cosa innovadora, en esta ocasión es debido al artilugio con el que están grabadas las imágenes, unas curiosas y modernas gafas que sirven para todo.

La poca originalidad de la idea se ve suplida por un rodaje fresco y un ritmo endiablado sin llegar a ser molesto. La ciudad de Jerusalén es una protagonista más y las magníficas escenas por las calles de esa milenaria ciudad, se hacen claustrofóbicas. Si esa era la idea hay que aplaudirla puesto que el rodaje dentro de sus angostas calles se presume bastante complicado.

Dos jóvenes se desplazan desde su norteamericana natal hasta Tel Aviv. Durante el viaje conocen a Kevin que les convence para cambiar la ruta hasta la ciudad santa. Esa decisión no parece que sea la más acertada para su integridad física.

Los hermanos Paz, provenientes del mundo televisivo nos brindan este interesante film. Destaca de entrada un elaborado guión que no duda en imponer un ritmo en ocasiones frenético que la hace súper entretenida. La dirección de actores también es de destacar, estos da la impresión de que no saben muy bien lo que están haciendo, algo muy meritorio. Otra cosa son las criaturas en las cuales se convierten los infectados. Decir ridículas sería demasiado fuerte, pero no cumplen con uno de los principales cometidos, sorprender. Después de lo dicho sería injusto no nombrar al encargado de la fotografía Rotem Yaron, su trabajo es excelente, resaltando lo comentado al principio, la frescura.

En cuanto a las interpretaciones decir que son excelentes. A pesar de no tener un protagonista muy definido, la diversidad hace que todo encaje como un terrorífico puzzle. De todas maneras destacar a los cuatro pilares en los cuales se apoya, Yael Grobglas, Yon Tumarkin, Danielle Jadelyn, Dibi Ben-Yosef. Interesantes de ver, las sutiles y castas escenas de amor.

Una buena película que os distraerá desde el minuto uno. No os la perdáis.

Firma: Josep M. Luzán.