Buscador

Translate

Medio Oficial

jueves, 12 de noviembre de 2015

Crónica Festival TerrorMolins 2015 día 2


Primeramente comentar que es un verdadero placer para todos nosotros poder cubrir esta edición del Festival de Cine de Terror de Molins de Rei. Aparte de las interesantes proyecciones, una serie de actos paralelos hacen que se acabe convirtiendo en una auténtica y original fiesta del cine. Ya iremos comentando en estas crónicas en qué consisten, estamos seguros que serán muy bien acogidos por parte del público.

Para empezar, y las 17:00 h., vamos a viajar en el tiempo. Ni más ni menos que hasta 1960 para ver la excelente Los Ojos sin Rostro (Les Yeux Sans Visage), producción francesa obra de Georges Franju, uno de los fundadores de Cinémathèque française. En ella se nos cuenta algo que posteriormente usaron otros directores pero que en la época en que se rodó causó bastante conmoción. No vamos a poner ejemplos, cuando leáis la pequeña sinopsis ya os daréis cuenta.
Un prestigioso y perturbado cirujano rapta mujeres para arrancarles la piel con el fin de reconstruir el cuerpo de su hija, destrozado a causa de un accidente. Una sombra de culpabilidad hace que su vida se aproxime demasiado al infierno.

Sin tiempo de descanso asistimos a la proyección estadounidense Some Kind of Hate, debut del televisivo Adam Egypt Mortimer en el largometraje. Contamos para su presentación con la asistencia de Ángel Sala, director del Festival de Sitges, que para abrir boca nos da algunas interesantes pinceladas. Este film, ataca un tema que parece que últimamente ha vuelto con fuerza. Se trata del bullying. En esta oportunidad parece que las cosas provienen del más allá, cosa que de entrada adereza un tema algo manido.
Lincoln sufre todo tipo de acosos por parte de los machos alfa de su escuela. Pero todo tiene un límite y cuando decide cortar por lo sano es internado en un reformatorio. Lejos de arreglarse, todo se convierte en un tormento. Sin darse cuenta invoca el espíritu de una joven que sufrió esos acosos tiempo atrás.

Toca la hora de las entrevistas. En esta ocasión se pone delante de nuestras cámaras Kate Alden, actriz principal y productora de The Hollow One. Distendida y agradable charla que esperamos podáis ver pronto en nuestra página.

Hora de tomarse un pequeño respiro. A las 20:30 h. y en la Biblioteca Pau Vila tenemos la presentación del libro Cine Fantástico y de Terror Español de Rubén Higueras. Literatura y cine se dan la mano para explicarnos la gloriosa etapa del cine de terror español comprendida entre 1912 y 1983. Obra imprescindible para entender ese fenómeno.

Para finalizar esta jornada, un programa doble de origen canadiense. La iniciamos con una premiere española: Black Mountain Side, dirigida por el especialista de sonido, Nick Szostakiwskyj, autor también del guion en su opera prima. Tenemos la suerte de contar con la presencia de Carl Toftfelt, uno de los protagonistas principales, que nos hace una amena introducción. El entorno es inigualable. Estamos en el norte de Canadá, en la parte más septentrional, donde habitan escasamente cien almas.
Un grupo de arqueólogos hacen un descubrimiento que en principio parece que puede cambiar el destino de la humanidad. Pero todo hallazgo necesita ser comunicado. Pronto se darán cuenta que eso se convierte casi en misión imposible. Algo parece que acecha al grupo.

Esta doble sesión finaliza con la esperada Bite del ya experimentado Chad Archibald. Tuvo su World Premiere en el Fantasia International Film Festival pasando también por FrightFest. En ambos festivales se cuenta que hubo algún que otro desmayo. Hemos comprobado in situ que el entusiasta público del festival donde nos encontramos no ha caído presa del pánico, al contrario, han disfrutado como enanos, y es que hay eventos cinematográficos y TerrorMolins, la diferencia está clara. Comentar, para dar alguna pista, que tiene cierto parecido con La Mosca de David Cronenberg.
Durante su despedida de soltera, a Casey le pica un insecto desconocido. Al regresar a casa, comienza a exhibir rasgos de insecto. Entre su transformación física y su ansiedad por la boda, Casey sucumbe a sus nuevos instintos y comienza la creación de una colmena que no sólo alberga huevos, sino que también se alimenta de la carne de los demás. A medida que su transformación se completa, Casey descubre que todo puede cambiar con un solo mordisco...

Gran jornada de cine, con grandes invitados y unos espectadores entusiastas. No se puede pedir más. Bueno, sí, otro día como mínimo tan divertido como el de hoy. Seguramente será el de mañana.